jueves, 31 de octubre de 2013

Alegatos Día 1

  • por Julián Miana estudiante de Cs. de la Comunicación para el Diario del Juicio


Durante el día 31 de Octubre se dio inicio al proceso de los alegatos durante el Juicio de la Megacausa. La primera en alegar fue la Dra. Laura Figueroa. La Dra. Refirió en primera instancia al derecho procesal penal como una ciencia reconstructiva, a la vez revalorizando a “todo tipo de declaración (…) cualquier tipo de representación de pensamiento humano” como material probatorio.

Siguió, haciendo una contextualización histórica, comenzando con el desmantelamiento de la industria azucarera de Tucumán en el año 66 durante la dictadura de Onganía, que generó masivo descontento social. Dicho descontento dio origen a “diferentes puebladas” como el Tucumanazo y el Cordobazo. Acá ubica la Dra. Figueroa el inicio de las Listas negras de Inteligencia. ”Luego del segundo gobierno de Perón y del gobierno de Martínez de Perón llegó la dictadura de Jorge Rafael Videla”. Profundizó en la cuestión de la radicación de la resistencia popular durante el “Operativo independencia”.

lunes, 21 de octubre de 2013

Crónica del Viernes 18 en la Megacausa

  • por Natalia Espinosa estudiante de Ciencias de la Comunicación para el Diario del Juicio

Durante la audiencia del viernes último comenzaron las manifestaciones de los imputados, luego de finalizar la incorporación por lectura de documentación por parte de la fiscalía, la querella y la defensa.
La imputada Acosta de Barraza, María Luisa* fue la primera en hacer uso de la palabra y manifestó su voluntad de que los artículos periodísticos que “denotan su trabajo sobre los derechos más vulnerables de la mujer”, se sumasen a los expedientes de la causa. *Policía. Miembro del SIC/D2 y del CCD Jefatura. Imputada como autor material de asociación ilícita agravada. Partícipe necesaria de violación de domicilio, privación ilegítima de la libertad, torturas agravadas, homicidio triplemente calificado.


Hizo uso de la palabra también, Guerra, María Elena* quien presentó “pruebas de falso testimonio” por parte del testigo que ha declarado en su contra y pidió que sean incorporados. *Civil. Imputada por usurpación y encubrimiento por la apropiación de la casa Oesterheld - Araldi (matrimonio desaparecido).


Luego se sucedió Lazarte, Jorge Omar*quien no sólo negó conocimiento de los delitos por los cuales fue imputado sino que manifestó un erróneo análisis de la información adquirida para atribuirle los cargos o un “exceso de voluntarismo de buscar acusaciones” que lo lleven a una condena.
Lazarte también negó todo tipo de participación en la causa Francisco Rafael Díaz (Hijo). Según manifestó el acusado, el día en que lo señalaron como autor del homicidio agravado de Díaz él no se encontraba prestando servicio en Tucumán. El imputado sustentó su planteo con documentación, la cual presentó al tribunal en cuanto finalizó. *Supervisor militar del D2. Imputado como autor material de asociación ilícita  agravada. Autor mediato de violación de domicilio, privación ilegítima de la libertad, torturas agravadas.

Tensión y congoja entre los familiares de las víctimas.
A raíz de la declaración prestada por Lazarte, Rafael Díaz (padre) no pudo evitar reaccionar frente a las palabras del imputado y los vítores lanzados por los familiares de los mismos. Sumado en la congoja y la impotencia, Rafael Díaz puso en alto la foto de su hijo en respuesta a los dichos de Lazarte, la levantó quizás con más fuerza que nunca pero igual de firme que siempre. Con los ojos un poco desorbitados y con el corazón acelerado, Díaz exigió justicia por el asesinato de su hijo.
Bastó sólo una palabra cruzando el pasillo que divide los familiares de las víctimas y los familiares de los presos, para que se llenara de personal de gendarmería en pos de evitar que la situación se complique. Abogados y acompañantes, así como también el resto de los familiares de las víctimas, se acercaron a darle alguna muestra de apoyo y solidaridad.

Resoluciones del Tribunal.
El Tribunal ha constatado la legitimación de los abogados a los que se les ha dado intervención en representación de víctimas y sujetos que invocan intereses afectados por los hechos que se juzgan en este proceso. Asimismo, se encuentran admitidos los abogados y defensores oficiales que representan a los imputados, por tal motivo se admitirá que todos los letrados de ambas partes formulen las consideraciones generales y particulares y descripción de circunstancias que tiendan a acreditar o a negar su existencia.
Ante los pedidos de las distintas partes, el tribunal ha resuelto entre otras: Que se reciba declaración testimonial de Graciela Zimmermann y de Myriam Montalbani con relación a la ampliación del requerimiento fiscal respecto de la víctima Elda Leonor Calabró, ha lugar, ya que puede resultar útil para el esclarecimiento de los hechos. Que el imputado Oscar Humberto Gómez no sea separado del proceso judicial. Disponer prisión domiciliaria hasta tanto se recupere y puede presenciar el juicio.

Fotos: Agencia INFOTO para el Diario del Juicio

jueves, 10 de octubre de 2013

A Redoblar

  • por Iván Jeger y Juanchi Murillo para el Diario del Juicio

A redoblar muchachos la esperanza.
Que su latido insista
en nuestra sangre
para que ésta nunca olvide su rumbo.



Voz en Off: Sebatian Torasso.
Imágenes de Archivo de H.I.J.O.S.

miércoles, 9 de octubre de 2013

Oído atento para una escucha sensible e inteligente

  • por Tina Gardella para el Diario del Juicio


El cuerpo, como lugar estratégico de las acciones biopolíticas, se ha instituido en el contexto del terrorismo de estado, como marca en sí mismo de las marcas que porta. Marcas múltiples, profundas e indelebles; histórico-sociales, biológicas y psíquicas, pero indiscutiblemente políticas.

Las violaciones sexuales agravadas y el abuso sexual agravado que fueron aceptadas por el TOF ante el pedido de ampliación de la acusación del Ministerio Público Fiscal y que contó con la adhesión de las querellas, trajo a la escena del juicio, actualizó  y puso en valor significativo, las declaraciones de la Dra. Susana Chiarotti cuando testimonió en la calurosa audiencia del 13 de diciembre de 2012.